Translate

viernes, 4 de marzo de 2011

El Mundo a través de los Ojos de las Estrellas


aqui su signo astrologico del Dia de hoy, haga clic sobre su signo


El mundo a través de los ojos de las Estrellas:
(I parte)
La Astrología nace por necesidad del ser humano. Sin su descubrimiento y desarrollo la adaptación del hombre al medio habría sido muy diferente, sin duda, mucho más torpe y lenta.
Los hombres primitivos vivían a merced de la naturaleza y de los elementos en constante cambio. De ahí nace su necesidad de observar, anotar y medir todo cuanto les rodea, especialmente aquello que tuviera un carácter cíclico, pues de ello dependía su supervivencia. Algunos fenómenos cósmicos aparentemente tan sencillos como la salida y puesta del Sol o de la Luna llamaban poderosamente la atención de nuestros antepasados.
Muy pronto se dieron cuenta nuestros precursores que el Sol y la Luna se unían una vez cada 29 días. A esta conjunción de luminarias le llamaron Luna Nueva, porque a partir de ahí, comenzaba un nuevo ciclo mensual. Pero el Sol tardaba mucho que tiempo en repetir su ciclo anual, gracias al cual tenemos las estaciones. Una de las cosas más curiosas era que mientras el Sol completaba su ciclo se cerraba doce lunas nuevas. Fue una consecuencia lógica, pues, dividir el camino solar en doce partes, de las que nacieron los doce signos del Zodíaco y los doce meses del año.
Sistemáticas observaciones también les permitieron comprobar que el Sol, la Luna y los planetas siempre recorrían una serie de constelaciones, una misma franja zodiacal, un cinturón del cielo de unos 16 grados de ancho. Ese es el cinturón zodiacal.
Los Elementos: Fuego, Tierra, Viento y Agua.
Según la tradición Astrológica más antigua, todos los signos que pertenecen a un mismo Elemento tienen una serie de rasgos comunes. Basada en esta premisa, los cuatro Elementos son útiles para entender la naturaleza esencial de la configuración psicológica del individuo
Los signos del Zodíaco son doce y su orden es el siguiente: Aries, Tauro, Géminis, Cáncer, Leo, Virgo, Libra, Escorpio, Sagitario, Capricornio, Acuario y Piscis. Según sus cualidades se clasifican en cuatro Elementos:
Fuego: Aries, Leo y Sagitario
Tierra: Tauro, Virgo y Capricornio
Aire: Géminis, Libra y Acuario
Agua: Cáncer, Escorpio y Piscis.
La filosofía griega equiparaba los Elementos con la cuatro facultades humanas: moral (Fuego), física (Tierra), intelectual (Aire), estética y del alma (Agua).
Todos los signos que pertenecen a un mismo Elemento tienen una serie de rasgos comunes. Los cuatro Elementos son útiles para entender la naturaleza esencial de la configuración psicológica del individuo. El temperamento depende del Elemento que predomine en el conjunto de la Carta Astral:
Fuego: Impulsivos, directos en la acción. Fuego significa orgullo, combatividad, autoconfianza, individualismo y naturaleza dominadora. Necesitan ideales por los que luchar y destacar por su propia personalidad.
Tierra: Pragmáticos, realistas y escépticos. Tierra significa aplicación, reflexión, razón, prudencia, orden y perfeccionismo. Ven la naturaleza como un campo para la manifestación de la vida y de los sentidos.
Aire: Mentales, reflexivos e inestables. Aire significa inteligencia, capacidad inventiva, excitación interior y emociones fácilmente excitables. El entendimiento o la comprensión de las cosas y de las ideas es fundamental para ellos.
Agua: Sentimentales, imaginativos, soñadores y susceptibles. Agua significa sensibilidad, experiencia psíquica. Necesitan un intenso compromiso emocional con lo que estén haciendo.
El Sol, La luna y los Planetas:
Los Planetas son los auténticos protagonistas de la Astrología, ellos son los que dicen qué nos pasa, mientras los Signos explican un poco el cómo y las Casas, el dónde.
La Astrología ofrece una visión geocéntrica del Universo, es decir, en una Carta Astral, la Tierra es el centro. Es bastante lógico, puesto que tenemos una particular visión del Universo, la que vemos desde el planeta que habitamos, la Tierra. Por eso -aunque sin ignorar la mecánica celeste-, de ahora en adelante, para simplificar, cuando hablemos de Planetas y sus influencias, estaremos incluyendo al Sol y la Luna, pues precisamente las dos luminarias son quienes ejercen unos efectos más visibles y más importantes sobre nosotros.
Los Planetas son los auténticos protagonistas de la Astrología, ellos son los que dicen qué nos pasa, mientras los Signos explican un poco el cómo y las Casas, el dónde.
Los acontecimientos de nuestra vida vienen determinados, en parte, por los movimientos planetarios, cuyos ciclos son de muy distinta duración. A la hora de interpretar sus influencias, podemos establecer una ley según la cual, cuanto más corto o de menor duración sea su ciclo, menos duraderos serán sus efectos, y viceversa, cuanto más lento sea su movimiento o desplazamiento, más duraderos serán los efectos del planeta.
Para introducirnos en la interpretación astrológica distribuiremos a los planetas en tres bloques fundamentales:
Planetas Personales (Sol, Luna, Mercurio, Venus y Marte).- Actúan sobre las bases de nuestra personalidad. Imprescindibles para saber quienes somos como individuos.
Planetas Sociales (Júpiter y Saturno).- Influyen en nuestra integración social, en el papel que nos toca jugar en el mundo y en la manera de jugarlo.
Planetas Generacionales (Urano, Neptuno y Plutón).- Condicionan las corrientes generacionales en las que nos toca vivir, las modas y los acontecimientos históricos. Son fundamentales para entender que podemos aportar a nuestra generación o a la historia.
Los acontecimientos de nuestra vida vienen determinados, en parte, por los movimientos planetarios, cuyos ciclos son de muy distinta duración.
El sol, La conciencia Astrologica.
En una Carta Astral, el Sol es el significador de la conciencia, de nuestro proyecto o propósito vital. Representa el núcleo o la esencia de la personalidad.
Como estrella del Sistema Solar, alrededor de la cual giran todos los planetas, el Sol rige los valores centrales y de síntesis. Dador de vida, por su luz, su brillo y su radiación, condiciona las estaciones del año. Es el significador de la conciencia, de nuestro proyecto o propósito vital. Núcleo de la personalidad. El héroe al que cada uno puede aspirar a ser, o, si se quiere, el que responde a la pregunta de para qué estamos aquí. También representa las personas importantes o influyentes de nuestro entorno, especialmente revestidas de cierta autoridad. Como etapa de vida, rige el paso de la juventud a la madurez.
Psicología: Cuando el Sol está en buen estado cósmico o en una carta armónica en su conjunto, otorga capacidad para ser fiel a uno mismo, conciencia moral, autoconfianza y sentimientos nobles En mal estado cósmico o en una carta astral inarmónica puede manifestar su lado negativo dando egocentrismo, orgullo, infatuación, tiranía y dramatización de la vida.
Funciones vitales, órganos y patologías: Tradicionalmente, el Sol se relaciona con la vista, el corazón, el cerebro y la columna vertebral.
Profesiones: Todas las destinadas a ser el centro de las miradas o de atención, al brillo social y a ocupar un lugar alto en la jerarquía. Director, jefe. Artista, mánager, ejecutivo o animador.
Mitología: De los diferentes nombres que las diferentes mitologías dan al Sol, destacamos Apolo y Helio.
Según la Tradición, cuando el Sol está en buen estado cósmico o en una carta armónica en su conjunto, otorga capacidad para ser fiel a uno mismo, conciencia moral, autoconfianza y sentimientos nobles.
La luna: Espejo de la voz interior.
La Luna significa nuestro inconsciente, la parte oscura de la psique que no controlamos mediante la razón ni la lógica, sino que es irracional y actúa por reflejos.
Es el satélite de nuestro planeta, la Tierra, y carece de luz propia, reflejando tan sólo un 7% de la que recibe del Sol. Su cantidad de luz cambia conforme pasa de una fase a otra. Las fases de la Luna son: Nueva (cuando está conjunta al Sol y no se puede ver; es decir, luna oscura); Creciente (desde que llega a estar medio iluminada; Llena (cuando está opuesta al sol y llena de luz, también conocida como luna vieja) y Menguante (cuando vuelve a tener otra mitad en sombra). Juega un papel decisivo en las mareas oceánicas, terrestres y biológicas. Rige los valores de cambio, movilidad e ilusión. Plástica y receptiva, representa la fertilidad y la gestación. La oscuridad y la noche. Significa nuestro inconsciente, la parte oscura de la psique que no controlamos mediante la razón, ni la lógica, sino que es irracional y actúa por reflejos. La subjetividad. Los espejos. Las figuras femeninas, como la madre y la esposa. La familia y las raíces. Como etapa de vida, la infancia.
Psicología: Su aspecto positivo confiere imaginación, romanticismo, intuición y altruismo. Su parte negativa consiste en la indolencia, infantilismo, inconstancia y el capricho. Sentimiento de inseguridad e inadecuación.
Funciones vitales, órganos y patologías: El estómago y los órganos reproductores femeninos, como la matriz y los ovarios. Sonambulismo. Procesos en hipo, como la hipotensión. Lado izquierdo del cuerpo.
Profesiones: Todo lo conectado a la familia, el hogar y la cocina o con el público y los niños. Guarderías, hospitales y hostelería. Política y escritura.
Mitología: Son muchos los nombres que se le han dado a la Luna: Ishtar, Isis, Cibeles, Selene, Artemis, Diana y otros. Su aspecto positivo confiere imaginación, romanticismo, intuición y altruismo. Su parte negativa consiste en la indolencia, infantilismo, inconstancia, capricho y sentimiento de inseguridad

El mundo a través de los Ojos de las estrellas.
(II Parte)
Mercurio: en el Idioma de los Dioses
Mercurio representa la lógica, la razón y la astucia. La comunicación o la intermediación. Sentido de la discriminación, de la separación de intereses o de la ambivalencia y dualidad.
Es el planeta más cercano el Sol y, en consecuencia, el más rápido en recorrer su órbita, esto es, en dar una vuelta completa al astro central. Por eso representa valores de rapidez, movilidad e inquietud. Visto desde la Tierra, su máxima distancia al Sol es de 28 grados, por lo que entre el Sol y Mercurio nunca puede haber cuadratura ni oposición.
Es el principio emisor-receptor con el que cada uno funciona en la vida y se adapta a la misma. La manera de captar o entender a los demás y de transmitir nuestras ideas. Representa la lógica, la razón y la astucia. La comunicación, el intercambio o la intermediación. Sentido de la discriminación, de la separación de intereses o de la ambivalencia y dualidad. Los detalles. Los artilugios que mueven y hacen posibles los viajes y los escritos o comunicados. Como etapa de la vida, rige la adolescencia.
Psicología: En una carta astral armónica o cuando el planeta está bien situado, confiere habilidad y elocuencia, mentalidad de tipo concreto bien estructurada. Sin embargo, cuando el planeta está mal situado o dentro de una carta astral inarmónica puede dar lugar al tipo hipócrita, estafador, infiel y calumniador, o, simplemente una persona inestable o carente de metas fijas. También puede dar cleptomanía.
Funciones vitales, órganos y patologías: Sistema nervioso periférico. Coordinación del sistema nervioso. Manos, brazos, pulmones y sistema respiratorio en general. Trastornos del lenguaje y psicosensoriales.
Profesiones: Todas las que consistan en leer, escribir, contar o viajar. Periodismo, secretarias, agencias de viajes. Comerciar y traducir o servir de intermediario, como los representantes.
Signos: Rige a Géminis y Virgo.
Mitología: Mercurio es el dios romano identificado con el Hermes de los griegos.
Bien situado, confiere habilidad y elocuencia, mentalidad de tipo concreto bien estructurada. Sin embargo, cuando está mal situado o dentro de una carta astral inarmónica puede dar lugar al tipo hipócrita.
Venus: La belleza y la fuerza.
Venus es el principio de la atracción y el rechazo, ayudándonos a configurar nuestra particular escala de valores, con sus simpatías y antipatías
Es el planeta que, junto a Júpiter, más brilla en el cielo. También conocida como “lucero del alba” o “lucero del anochecer” porque visto desde la Tierra nunca puede estar más alejado de 48 grados del Sol. Así que sólo puede ser visto poco antes del amanecer o poco después de la puesta de Sol.
Es el principio de la atracción y el rechazo, ayudándonos a configurar nuestra particular escala de valores, con sus simpatías y antipatías. Representa la manera de dar y recibir los afectos, la sonrisa, la seducción, la sensualidad y el impulso hacia el placer. Los modales, sentimiento artístico, estético y ético. Todo lo relacionado con la decoración o el embellecimiento. Componente erótico-seductor. Toda persona susceptible de ser amada u objeto posible de deseo. También guarda relación con lo que actualmente se conoce como inteligencia emocional. En edades, representa la primera juventud, la edad del despertar de los sentimientos.
Psicología: Bien dispuesto o en el conjunto de una carta astral armónica, es muy favorable para la vida sentimental, otorgando gracia, amabilidad y armonía. Puede dar gran magnetismo, sentido del tacto y amabilidad. Pero si está mal dispuesto o en una carta astral inarmónica, destaca la lujuria, la gula o el desorden en los sentidos, además de la incapacidad para sentir el amor.
Funciones vitales, órganos y patologías: Los riñones y la zona lumbar, la garganta y la glándula paratiroides. Diabetes y próstata. La estética o la apariencia personal.
Profesiones.- Arte, diseño, decoración, o aquellas profesiones destinadas al embellecimiento, el recreo, el lujo o el placer, como la música, pintura, peluquería, joyería, lencería, lugares de diversión, etc.
Signos: Rige a Tauro y Libra.
Mitología: Desde el siglo II a.C. es asimilada a la Afrodita griega, una de las más destacadas personificaciones de Venus, que era considerada como la diosa del amor.
Bien dispuesto, es favorable para la vida sentimental, otorgando gracia, amabilidad y armonía. Pero si está mal dispuesto, destaca la lujuria, la gula, el desorden en los sentidos o la incapacidad para sentir el amor.
Marte: La lucha Interior.
Marte representa la lucha por la supervivencia. La autoafirmación. La energía, la violencia y la agresividad. Es el grado de iniciativa y acción o de puesta en marcha.
Planeta que desde la Tierra y a simple vista se aprecia su color rojizo, uno de los motivos por el que los antiguos lo asociaron a la guerra y a la sangre. Más allá de la órbita de la Tierra es el primer planeta que se encuentra. Tarda unos dos años en dar la vuelta al Sol y al Zodíaco completo, por lo que suele estar unos dos meses en cada signo.
Valores de fuego, ardor, fuerza y lucha. Representa la lucha por la supervivencia. Combatividad y energía. También tiene que ver con la agresividad, que puede ser positiva y llevar a la autoafirmación, o negativa e inclinar hacia la violencia. La pasión, creadora o destructora. La conquista. Es el grado de iniciativa y acción o de puesta en marcha. Corresponde a la plenitud de la vida, cuando verdaderamente luchamos por conseguir las ambiciones que determina nuestro signo solar.
Psicología: Si está armónico o en el conjunto de una Carta Astral equilibrada, da coraje, valor, decisión, capacidad de luchar por los objetivos. También, puede dar liderazgo. En cambio, si está mal ubicado, puede dar una agresividad desmedida, autoritarismo y brutalidad o espíritu temerario; en el otro extremo, cobardía y una falta de capacidad para poner los planes en marcha.
Funciones vitales, órganos y patologías: Los músculos y la función motora. Los glóbulos rojos. Accidentes, quemaduras, procesos febriles e inflamatorios.
Profesiones: Militares, deportistas y empresarios. Función de líder, jefe, pionero o independiente en cualquier labor que se desarrolle. También, profesiones que entrañen riesgos, peligros o donde haya una gran competitividad.
Signos: Rige el signo de Aries y es corregente de Escorpio.
Mitología: Marte es el dios romano identificado con el Ares griego, dios de la guerra.
Si está armónico o en el conjunto de una Carta Astral equilibrada, da coraje, valor y decisión. En cambio, si está mal ubicado o en una Carta Astral inarmónica, puede dar una agresividad desmedida o brutalidad.
Júpiter: La buena Voluntad.
Júpiter representa el principio de eclecticismo, de cohesión, de coordinación entre el instinto y la razón, entre lo humano y lo divino. Globalidad o amplitud en la manera de enfocar las cosas.
Es el planeta más grande de nuestro Sistema Solar y también el más visible y brillante a simple vista, junto a Venus. Los antiguos lo llamaron “la fortuna mayor”, por considerarlo el más benéfico de todos. Como peculiaridad, tiene una gran mancha roja. Da la vuelta completa al Sol y al Zodíaco en unos doce años, aproximadamente a razón de un signo por año.
Representa el idealismo, la utopía y una visión esperanzada y optimista de la vida. Autoconfianza, entusiasmo y risa. Principio de eclecticismo, de cohesión, de coordinación entre el instinto y la razón, entre lo humano y lo divino. Globalidad o amplitud en la manera de enfocar las cosas. Concepción filosófica del mundo. Paternalismo, bondad, tendencia a la protección y a la filantropía. Complejo de superioridad y exhibicionismo. Tiene que ver con la lectura que hacemos del mundo y todos los grandes sistemas que nos rigen, como las religiones, las leyes o las creencias. Manifestaciones culturales. Corresponde a la madurez que, tras la lucha desatada por Marte, nos da el fruto de la vida, la comodidad tras haber conseguido ciertos logros.
Psicología: Bien dispuesto o en el conjunto de una carta astral armónica, da benevolencia, inteligencia, éxito, extroversión y simpatía. Si su estado cósmico es inarmónico, puede dar superstición, consumismo, engreimiento, fanfarronería o delirios de grandeza.
Funciones vitales, órganos y patología: El hígado, la circulación arterial y todos los problemas debidos al exceso o la exageración.
Profesiones: Periodismo o carreras relacionadas con la justicia, la enseñanza o los viajes. Religiosos o comerciantes. Toda profesión que consista en organizar, coordinar o expandir y propagar.
Signos: Rige al signo de Sagitario y es corregente de Piscis.
Mitología: Júpiter corresponde al Zeus de los griegos y, en Roma, reinaba en el Capitolio, especialmente consagrado a él.
Bien dispuesto o en el conjunto de una carta astral armónica, da benevolencia, inteligencia, éxito, extroversión y simpatía. Si su estado cósmico es inarmónico, puede dar superstición, engreimiento o fanfarronería.
Saturno: la voluntad y el compromiso.
Principio de conservación. Lentitud y reflexión. Perseverancia, sentido constructivo y seriedad de propósitos. Aislamiento, soledad. Pesimismo, introversión y melancolía.
Es el último de los planetas visibles a simple vista. El más lento y alejado de los que conocían los antiguos. Se caracteriza por estar rodeado de un espectacular cinturón de anillos.
Principio de conservación, de estructuración. Lentitud y reflexión. Perseverancia, sentido constructivo y seriedad de propósitos. Aislamiento, soledad. Pesimismo, introversión y melancolía. Representa la tradición. Obligaciones y deberes. Responsabilidades, limitaciones y fronteras. La voz de la conciencia. Desapego, renuncia, inhibición. Retrasos y obstáculos o realizaciones lentas. Preocupación por el lado material de la vida. En etapas de la vida, corresponde a la vejez. Es el planeta que no enseña a aceptar las pruebas del crecimiento, es decir, de cada etapa de la vida. Por eso, cuando está bien integrado, puede ser un punto de fuerza, tanto moral como intelectual y espiritual.
Psicología: Si su estado cósmico es bueno, otorga responsabilidad, organización, disciplina, ambición y rigor. De lo contrario, causa frustración, inhibición, pesimismo y resentimiento, o da el tipo acaparador o “un poco plomo”.
Funciones vitales, órganos y patologías: Sistema óseo, especialmente las rodillas y los dientes. Asimilación del calcio. Esclerosis. Parálisis o esterilidad.
Profesiones: Trabajos científicos y aquellos que requieran un método, un sistema y un control rigurosos. Relacionados con la administración y organismos oficiales.
Signo: Rige el signo de Capricornio. Antes de ser conocido Urano (fue descubierto el año 1781) Saturno también era considerado regente de Acuario.
Mitología: Identificado con el Cronos griego, se le asocia con el tiempo.
Si su estado cósmico es bueno, otorga responsabilidad, organización, disciplina, ambición y rigor. De lo contrario, causa frustación, inhibición y resentimiento o da el tipo acaparador
Urano: la fuerza de la convicción.
Principio de originalidad y excentricidad. Empuja a buscar rasgos con los que distinguirse o diferenciarse de los demás. Todo lo fuera de lo común, lo raro. Deseo de experimentación y de novedad.
Primero de los planetas descubiertos en tiempos relativamente recientes, en el año 1781, y también el primero que no se puede ver a simple vista. Urano representa las revoluciones, la independencia y el cambio radical. Emplea unos 84 años en dar la vuelta completa al Sol o al Zodíaco. Debido a su largo ciclo es uno de los planetas generacionales, y por ello trasciende el ámbito de lo personal.
Principio de originalidad y excentricidad. Empuja a buscar rasgos con los que distinguirse o diferenciarse de los demás. Difícil para colaborar o cooperar, pudiendo dar terquedad o sensación de soledad por sentirse diferente. Todo lo fuera de lo común, lo raro. Deseo de experimentación y de novedad. Tendencia a lo heterodoxo. Originalidad, genialidad o imprevisión. La sorpresa y lo inesperado. Futurismo o vanguardismo. En la vida corresponde al momento en que van desapareciendo todas las estructuras y finalidades y empezamos a comprender cual es nuestra verdadera individualidad. De nuevo, nos encontramos solos ante el mundo.
Psicología: En buen estado cósmico o en una carta astral armónica, otorga libertad, independencia, dotes de organización o una función social destacada. En un conjunto inarmónico, puede dar testarudez, sublevación, rebeldía mal canalizada y hasta psicosis.
Funciones vitales, órganos y patologías: Sistema nervioso central. Médula ósea. Espasmos y tics.
Profesiones: Radio, televisión, teléfonos, aviones, trenes, ordenadores y, en general, todos los medios de comunicación masivos y rápidos. Reformadores o innovadores. Técnicos.
Signo: Rige el signo de Acuario.
Mitología: Es la personificación del cielo, y nació de la Madre Tierra, cuando ésta despertó del Caos. Urano hizo que la lluvia cayese sobre la Tierra y de esta incestuosa unión nacieron todas las cosas vivas. Descontento por la imperfección de sus hijos, los enviaba al Tártaro, hasta que fue castrado por Cronos (Saturno). Según Diodoro de Sicilia, Urano fue el primer rey de los atlantes.
En buen estado cósmico o en una carta astral armónica, otorga libertad, independencia y dotes organizativas. En un conjunto inarmónico, puede dar testarudez y rebeldía mal canalizada
Neptuno: el arte de la creación.
Representa la imaginación, la fantasía y los sentimientos platónicos. Sensacionalismo. Sueños premonitorios, intuiciones y contactos con el más allá. Hipnosis, clarividencia y mediumnidad.
Planeta descubierto en 1846, con la Europa de las barricadas, como es conocido aquel periodo histórico por las revueltas sociales, y cuando nació el comunismo de la mano de Marx y Engels. Asociado a la filantropía y los ideales igualitarios. Principio de la compasión y de la integración en la globalidad. Tarda unos 165 años en completar la vuelta al Sol y al Zodíaco. Suele emplear unos 13 años de promedio en transitar por cada signo.
La imaginación, la fantasía y los sentimientos platónicos. Sensacionalismo. Sueños premonitorios, intuiciones y contactos con el más allá. Hipnosis, clarividencia y mediumnidad. La espiritualidad, el misticismo o el sentimiento de fundirse con el mundo y con el Todo. Las metamorfosis. Pero también, en un sentido negativo, el caos o la falta de discriminación. La disolución y la pérdida de identidad o de orientación. En la vida corresponde al periodo en que comprendemos que debemos abandonar este mundo o estamos a punto de hacerlo y nos planteamos que habrá más allá.
Psicología: Armónico, suele dar espiritualidad e indica una persona hospitalaria, compasiva, un ser artista o intuitivo. Inarmónico, suele generar escapismo -que puede llegar al alcoholismo, consumo de drogas o de fármacos-, idealismo con poca base que conduce al desengaño y riesgo de autodisolución. Alucinaciones.
Funciones vitales, órganos y patologías: Glándula pineal. El cuerpo astral. Toxicomanías. Esquizofrenia.
Profesiones: Relacionadas con el arte, la danza o el mundo de la imagen, el cine, la fotografía o la publicidad. Todo lo que tenga que ver con la anestesia y los estados alterados de la conciencia. La magia en todos los sentidos.
Signos: Rige el signo de Piscis.
Mitología: Asociado al Poseidón griego. Hijo de Cronos y de Rea, hermano de Zeus y de Hades, junto a quienes luchó contra los titanes. Dios de los mares y de las aguas, era el señor de la Atlántida. Se le suele representar armado con un tridente y tirado de un carro por animales, mitad caballos, mitad serpientes. Se dice que inventó el caballo y el deporte equestre.
Armónico, suele dar espiritualidad e indica una persona hospitalaria, compasiva, un ser artista o intuitivo. Inarmónico, suele generar escapismo o idealismo con poca base que conduce al desengaño
Plutón: El Ave Fenix.
Simbólicamente, representa la muerte para la posterior regeneración, es decir el ave fénix. Lo oculto, lo subterráneo y todo aquello en lo que es necesario profundizar para poder alcanzar su verdadero contenido.
Es el planeta más alejado del Sol y, consecuentemente, el más lento. Pero, en ocasiones, debido a la excentricidad de su órbita, lo tenemos más cerca que Neptuno, como está ocurriendo en estos años. Descubierto en 1930 por Percival Lowell, prácticamente al unísono con la mayor depresión económica de Occidente, está vinculado, entre otras cosas, al dinero. Tarda unos 245 años en dar la vuelta completa al Sol o al Zodíaco, empleando entre 13 y 22 años en atravesar un solo signo. Recientemente fue degradado de su condición planetaria, pero los astrologos continuan considerandole una influencia decisiva sobre la proclividad de la energía que puede afectar el análisis astral.
En un sentido simbólico, representa la muerte para la posterior regeneración, es decir el ave fénix. Lo oculto, lo subterráneo y todo aquello en lo que es necesario profundizar para poder alcanzar su verdadero contenido, como la espeleología, la ginecología o el psicoanálisis. La sexualidad y los temas tabú o prohibidos. También rige los procesos de putrefacción en la naturaleza, que pueden contribuir a una nueva vida. Grandes males sociales o plagas difíciles de combatir, como son los grupos corruptos, mafias y terrorismos. Las luchas por el poder y la necesidad del mismo. La sexualidad. Situaciones escabrosas. Cuando transita por puntos destacados de la carta astral anuncia grandes crisis o profundos procesos de transformación. En etapas de la vida corresponde a la muerte y la descomposición.
Psicología: Bien ubicado, da carisma o un cierto poder seductor. Capacidad para sondear lo indescifrable y para operar cambios en los demás. Mal ubicado, puede estar señalando al manipulador, al extorsionador o al sádico. Nihilismo.
Funciones vitales, órganos y patologías: Los órganos sexuales y sus enfermedades. Algunas glándulas de secreción interna, como el páncreas.
Profesiones: Psicoterapeuta o sanador de cualquier tipo. Profesionales del sexo. Arqueólogos y buscadores de tesoros.
Signo: Rige el signo de Escorpio.
Mitología: Plutón, es el sobrenombre que se utilizaba por miedo a pronunciar el verdadero nombre de Hades, que significa “el invisible”. Dios de los muertos, de los infiernos y del subsuelo, no dejaba escapar ni una sola alma del país de los muertos, más allá del río Estigia. Hijo de Cronos y de Rea, hermano de Zeus y Poseidón.
Bien ubicado, da carisma o un cierto poder seductor. Capacidad para sondear lo indescifrable y para operar cambios en los demás. Mal ubicado, delata al manipulador, al extorsionador o al sádico.




El Mundo a través de los Ojos de las Estrellas
(VI parte y final)
Calcular y construir una Carta Astral es bastante sencillo, pero necesitaremos dos herramientas fundamentales para el astrólogo: las Efemérides planetarias y las Tablas de casas; ambas se pueden encontrar únicamente en librerías especializadas. Las Efemérides son libros que abarcan un siglo o medio siglo y dan las posiciones del Sol, la Luna y todos los planetas para las 0 horas (medianoche) o para las 12 (mediodía) de cada día. De las Efemérides sacaremos dónde estaba cada planeta en el momento de nuestro nacimiento y también la hora sideral, algo que será fundamental para el cálculo de la Carta Astral.
Las Tablas de casas sirven para determinar el Ascendente o inicio de la casa uno y todas las demás casas del horóscopo. Independientemente de los cálculos horarios, las casas varían bastante según estén más cerca o más lejos del Ecuador.
Desde hace unas décadas existen programas de ordenador que simplifican y aceleran los cálculos para hacer una Carta Astral. Además, cada día los programas están más avanzados y permiten sofisticados cálculos. Sin embargo, conviene conocer las bases de la Astrología y de la mecánica del Cosmos, ya que, sin una buena base, es difícil sustentar grandes conocimientos.
Calculo del Ascendente.
El Ascendente nos indica cuál es el camino más adecuado para la realización de nuestro papel en la vida. De algún modo, el signo al que pertenecemos señala para qué estamos aquí mientras que el Ascendente indica cómo debemos realizar nuestra tarea.
El Ascendente nos indica cuál es el camino más adecuado para la realización de nuestro papel en la vida. De algún modo, el signo al que pertenecemos señala para qué estamos aquí mientras que el Ascendente indica cómo debemos realizar nuestra tarea.
Para calcular el Ascendente sólo hace falta un poco de paciencia y emplear algunos minutos. Pero vale la pena, puesto que se trata de un punto fundamental.
Para saber cual es tu ascendente sigue estos pasos:
1.Anota en un papel tu hora de nacimiento en dos columnas, horas y minutos. Busca la fecha de tu nacimiento en la Tabla de Tiempos Siderales y suma las horas y minutos que allí te indique a tu hora natal; los minutos con los minutos y las horas con las horas. Si ahora o en sucesivas operaciones los minutos pasan de 60, deberás restarle esta cantidad y dejar los minutos que queden, mientras que a la columna de las horas le sumarás una más. Si las horas resultantes son 24 o más, deberás restarle 24 y dejarlo en las que queden.
2.Mira tu fecha de nacimiento en la Tabla de Cambios Horarios para saber si tienes que restar o no alguna hora a la hora de nacimiento, puesto que el reloj suele ir adelantado con respecto al horario solar.
3.En la Tabla de Poblaciones encontrarás los minutos que debes sumar o restar, según la población cercana a la de tu nacimiento.
4.Con el resultado final, vas a la Tabla de Ascendentes y te dirá cuál es.
lección.
(Para calcular la carta astral es necesario tener en cuenta los cambios horarios del país donde quiera realizarse)
Cálculo de la Carta Astral.
Los pasos para calcular y construir la carta astral son los siguientes:
I.- Anotar la hora del momento del nacimiento en dos columnas, la primera para las horas y la segunda para los minutos. Previamente habrás restado una hora, dos o ninguna, según te indique la Tabla de Cambios Horarios entregada en la lección anterior.
II.- Anota la hora sideral del día de tu nacimiento. La hallarás en las efemérides planetarias o en la Tabla de Tiempos Siderales entregada en lecciones anteriores.
III.- Suma las dos anotaciones y, con el resultado, buscas en las Tablas de Casas. De allí sacarás el Ascendente y todas las casas. Dibújalas, con líneas que se proyectan hacia el exterior del círculo zodiacal a partir del punto que correspondan.
IV.- Las posiciones de los planetas las sacas de las Efemérides planetarias. Sin embargo, en las Efemérides las posiciones del Sol, la Luna y los planetas suelen aparecer para las 0 horas.
Deberemos calcular y añadir el pequeño desplazamiento de los planetas para la hora de nacimiento, algo que se puede hacer con una simple regla de tres o con logaritmos. Dibujas los planetas y los Aspectos, con lo que la carta estará terminada.





Tu Horoscopo para el dia de hoy, haz clic sobre tu signo y lo sabras

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada